domingo, 24 de mayo de 2015

Prueba en ipad

Oe!!!


En casita, en Arguineguín, haciendo unas pruebas en nuestro blog...

viernes, 22 de mayo de 2015

Tour du Mont Blanc (y III)

Marián y Dani en el Tour du Mont Blanc
< igual tengan que echar un vistazo a entrada anteriores para situarse en lo que contamos en esta entrada...hace tiempito que no publicábamos...disculpas a los seguidores>

Dejábamos el otro día (bueno, hace ¡cuatro meses!, el tiempo que no renovamos este blog) nuestro relato echándonos una magnífica 'fondiu' en el Relais d'Arpette...En un vano intento de poner este blog al día, continuamos con nuestra travesía alrededor del Mont Blanc...

Noveno día: Relais d'Arpette - ' Les Grands Dessus '    (31 de julio, 2014)
Amaneció un día despejado, perfecto para el paso del Col de la Fenêtre, uno de los pintados como más duro de la travesía (el TMB clásico va por pueblos, pero este paso nos parecía más montañero...)
Nuestra tiendita, el Relais d'Arpette y detrás, lejos, un collado vecino al que tenemos que pasar...
Al principio el ascenso es muy suave, al lado de vacas suizas que pastan en los prados...

Pero la cosa no tarda mucho en ponerse cuesta arriba...





ya falta menos...

Tardamos poco más de tres horas en alcanzar el collado, justo para cuando parece que se va a cubrir del todo y no vamos a ver nada. El cartel es engañoso. Al 'Chalet du Glacier', siguiente objetivo después del collado, pone hora y media de camino. No es verdad. Tardamos, yendo a un ritmo bastante más rápido que la demás gente que bajaba, más de dos horas; de los pocos carteles que no acertaron con el tiempo...avisados quedan...
Fenêtre d'Arpète, 2665m
Las nubes hacen un hueco y nos permiten ver un paisaje majestuoso de montañas y glaciares:


Chova piquigualda, Pyrrhocorax graculus
Antes de bajar se impone la contemplación ( y hacer muchas fotos) del gran Glacier du Trient:








El largo valle que bajaremos...







¡En marcha!

Aprieta el sol y la bajada se hace larga...

marmota cogiendo el intenso sol

Después de dos horas llegamos al 'Chalet du Glacier' que, aunque tiene pinta de refugio, no es más que un bar...aun así, lo suyo es echarse una cervecilla antes de continuar:



Visto desde aquí, el retroceso del glaciar es más que evidente:

Después de un corto descanso, seguimos ruta. La opción habitual aquí es bajar valle abajo a Col de la Forclaz y al pueblo de Trient, donde debe haber alojamiento. Pero nosotros optamos por un 'atajo' en forma de gran repecho que va hacia el Col de Balme, la entrada de nuevo a Francia...por la hora del día que finalmente se nos ha hecho, y lo lejos que queda el Col (más de 3 horas según el cartel) es poco probable que lleguemos. Pero subiremos lo que podamos y en la parte alta buscaremos un rellano donde montar la tienda...
Comienza el repecho...


Vamos subiendo...

La cosa se pone vertical; el sendero está adosado a un paredón...estamos cansados, si arriba hay un rellano, montaremos tienda...

¡uff!

¡Pero sorpresa! Justo encima de donde acaba el camino empedrado, nos encontramos un refugio 'secreto'...tan secreto que no aparece en nuestra guía ni en los flamantes mapas que llevamos. Por lo visto es de un pequeño grupo montañero local al que no interesa publicitarlo...como este blog tampoco es que lo siga un millón de personas, pondremos la foto...
Les Grands Dessus, 2113m

Los juegos de luz sobre el hielo, vistos desde este escondido refugio son fantásticos...




Hay cervecita, sitio para comer, un refugiero agradable y poca gente (el refugio no tiene muchas plazas). Y además, nos dejan dormir gratis ¡en Suiza! en un cobertizo aledaño:
Cervecita suiza

¡ vamos a la cama, que hay que descansar !
Cae la tarde en las cimas alpinas

Empieza un nuevo día, con los glaciares iluminados y el cielo radiante.
Décimo día : Refugio en 'Les Grands Dessus' - lagos a los pies del Refuge du Lac Blanc






Glacier du Trient y Col d'Arpette entre las nubes
Nos tenemos que despedir del refugio más simpático de la travesía. Ahora se supone que la cosa se pone más o menos llana, pero empezamos subiendo...
Nuestra casita...
¿¿ Dani, no decías que más o menos llano ??
El perfil del que disponíamos no era de una gran resolución, es decir, teníamos una idea de las grandes subidas y bajadas, pero en los tramos relativamente planos a veces engañaba; bien podía ser un tramo realmente llano, o un montón de subidas y bajadas de no mucha entidad, pero que acumuladas llegan a suponer un esfuerzo extra no calculado. Este fue el caso de nuestras primeras horas matinales: lo que parecía un corto paseo horizontal resultó un interminable sube-baja...



Nos cuesta dos horas, pero al final alcanzamos el refuge du Col du Balme (2190 m). Volvemos a estar en Francia.
Lleno de gente y un tanto impersonal, pero bueno para un descanso...

La zona está llena de excursionistas de todo tipo. No es de extrañar, hay decenas de senderos y las vistas son imponentes. Chamonix ya está a la vista, y las dos jornadas de pateo que nos quedan van a ser un coser y cantar...(pardillos) 
Valle de Chamonix
Las nubes de la izquierda se abren, para dejarnos ver el imponente Mont Blanc, escondido por otras montañas o nubes desde varios días atrás...


Ya hechos a la travesía, y acostumbrados a la señalización, lo cierto es que los perfiles de las últimas dos jornadas los habíamos mirado un poco por encima, imaginando un cómodo cresteo con vistas al Mont Blanc... Pues no, las etapas son tan cañeras como las de los días anteriores. Desde el Col de Balme comenzamos un descenso tirando a largo...eso sí, con vistas a nuevos glaciares:
Glacier d'Argentière

De la zona de praderas pasamos a un espeso abetal:
Llegamos a un pueblito francés, después de un descenso de casi tres horas y 800 m de desnivel...
Tré le Champs
Aprieta el calorcito y es un buen momento para recargar energías en un agradable restaurante:
Reponiéndonos en el 'refuge la boerne'. Detrás un grupo de coreanos que llega algo después de nosotros...
No hacemos la digestión... nos espera una larga subida que no podemos demorar (si mañana queremos tener un día razonable):
Mirando atrás, en poco tiempo ganamos altura...
En frente vistas a los glaciares que bajan del macizo del Mont Blanc. Glacier d'Argentière.

Cuando éstos son tus compañeros de subida es que la cosa se pone vertical...
En efecto, el sendero se convierte en escalera...¡viva la aventura!


¿Adivinan quién sube las mochilas? Selfie en el abismo...
A lo lejos, la 'Mer de Glace'
Encuentros en la 3ª Fase, con la fauna alpina...
Nuestro objetivo era llegar al Refuge du Lac Blanc. Llegamos a unas lagunillas que están a pie de refugio. Aún queda un repecho de unos 200 m de desnivel. Decidimos cometer una ilegalidad y quedarnos en uno de los rellanos a orillas del laguito. La jornada a sido larga (desde el último pueblo hemos subido unos 800 m de desnivel), no le vemos grandes ventajas a llegar al refugio (¿para que carajo cargamos una tienda?), y el lugar es idílico: 
Premier Lac de Chéserys, 2211m 



Además, tenemos compañía:




Nos instalamos:


Cae la noche...

Último rayo de sol sobre el Mont Blanc

Al poco de caer la oscuridad, comienzan los primeros truenos y relámpagos, y las primeras gotas...Tenemos una noche de tormenta. El eco retumba en las montañas. Y empieza a llover a saco...aún así, acabamos durmiendo algo...

Onceavo día: Lacs de Chéserys - Les Houches (2 de agosto, 2014)
Amanece nuestro último día de caminata, en medio de los Alpes. La tormenta pasó, aunque el fondo de nuestra tienda está encharcado...

El suelo está enchumbado...
Como en realidad no está permitido acampar, recogemos rápido y nos subimos los casi 200 m de desnivel que nos separan del Refuge du Lac Blanc:
Refuge du Lac Blanc, 2352m
Es un buen lugar para desayunar, sobre todo si los que están de media pensión se dejan la mitad del desayuno y nadie vigila...

Pronto volvemos a estar en marcha, primero en bajada:
Glacier des Bossons y Glacier de Taconnaz, justo encima de nuestro camping en los días de Chamonix
La Mer de Glace

Bajando, bajando, llegamos a una de las estaciones de esquí alpino que nos encontraremos en esta última jornada de travesía:

Pero aunque Chamonix ya se ve debajo de nosotros, aún nos toca subir algún repecho...
Chamonix desde muy arriba...

Mirando atrás en una de las subidas...
Llegamos a otra estación de esquí donde los precios nos parecen directamente delictivos ¿eran 4 euros por una cerveza de 25cl? Ni en los refugios más remotos...y aquí llegan los telesillas directos de Chamonix...
Nos negamos a ser estafados, sacamos nuestros víveres y nos echamos unos noodles que nos saben a gloria...
Continuamos subiendo...

Después de haber subido a un refugio a 2352m, bajado a unos 1800 y comido a 2000, alcanzamos el Col du Brevént, a 2368m
Col du Brévent, 2368m
Pero no es el final de la subida...

Hasta volvemos a encontrar escaleras por el risco:

Llegando a nuestro fantasmagórico último pico de la ruta, le Brévent, de 2525m
(a donde también se llega en teleférico)


Dejamos las mochilas junto al teleférico y nos vamos a la cima:
La cima debe tener unas vistas espectaculares, cuando esté despejada...

M&D a 2525m
Y ahora nuestro último descenso, directo a Les Houches...más de 1500 metros de desnivel:

El descenso se nos hace larguísimo (casi tres horas y media)...pero es el último:
Glaciers de Bossons et de Taconnaz

Glacier de Bossons


en alguna bajada hay que agarrarse...

Y todo llega ¡Les Houches! ¡Final de travesía!
Les Houches, donde empezamos nuestra travesía...
Nada mejor que alojarnos en un hotelito y darnos un homenaje:

Así, pegándonos  un atracón, termina nuestra aventura de 11 días alrededor del Mont Blanc. Hay que decir que nuestro hotel estaba a unos 500 metros de donde realmente nos dejó la guagua al comienzo de la ruta. Como llovió bastante al salir de la cena, dejamos para la mañana la formalidad chorra de cerrar el círculo... Pero lo cerramos: a la mañana siguiente nos dirigimos a la parada de guagua donde mismo habíamos empezado; no nos dio tiempo de hacernos la foto, porque nos apareció una guagua pronto, pero aseguramos que dimos la VUELTA COMPLETA, hasta las últimas consecuencias, al MONT BLANC...¡una nueva aventura de MarianyDani llevada a feliz término!

Sigan pendientes de este blog. Se acerca el verano y nuevas aventuras. Nuestro curso en el sur de Gran Canaria no nos está dejando mucho tiempo para publicar, síntoma de que no paramos y acumulamos material para nuestro blog viajero...sin prometer nada, iremos intentando publicar en las próximas semanas nuestros saltos desde el verano pasado hasta ahora...¡hasta la próxima!