lunes, 27 de marzo de 2017

Parque Nacional de Chobe, Botswana



Aquí estamos de nuevo contando nuestra aventura africana. Salimos de Zimbabwe en la última entrada y en apenas unas horas estamos viendo animales, de nuevo en Botswana, en una de las áreas de mayor concentración de elefantes (y fauna en general) de toda África. Contaremos un poco más abajo dónde nos alojamos y cómo llegamos, pero lo cierto es que enfilamos todo tan seguido que ni deshicimos las maletas. Según encontramos el alojamiento, encargamos de inmediato una excursión en barco para navegar por aguas del Chobe / Zambeze. Nos llevan a la vecina Kasane, y directos al barco...eficiencia viajera.
Tan eficiente, que en la primera foto después de cruzar la frontera, ya estamos embarcando...


Un facóquero (Phacochoerus africanus)  Son abundantes en la mismísima ciudad...

Una Anhinga rufa capturando una presa...
Pero el Xobe, un afluente principal del Zambeze (ambos se encuentran en Kasane) es famoso por albergar una de las mejores poblaciones de elefantes de África, y no tardan en llevarnos a la orilla de un islote lleno de ellos:
Magníficos, y espectaculares, ejemplares de Loxodonta africana

A los pies de los elefantes la avifauna es abundante...Spur-Winged goose, Plectropterus gambensis
Cerquita de los gansos, un pedazo de cocodrilo: Crocodylus niloticus

Algunas aves son realmente exrañas, cómo este African openbill, Anastomus lamelligerus
Continúa el paseo por el río cual documental de La2. Es raro encontrar un tramo de río donde no haya animales de algún tipo:

Orilla del Chobe

Lo dicho, en seguida aparece algo...

Decenas de elefantes pastan en los islotes del río


Un hipopotamo ( Hippopotamus amphibius ) reposando al sol. Éste saldrá en otra foto más abajo...


African skimmer, Rhynchops flavirostris

Esta especie, del grupo de los charranes, pesca pasando el pico a ras del agua por largos tramos

Otro cocodrilo cercano...
Aún no habíamos visto búfalos, Syncerus caffer, uno del los 'big five'
Yellow-billed stork, Mycteria ibis

Los elefantes se pasan de isla a isla a nado...





Los adolescentes sulen ir un poco a su bola y hacer muchos aspavientos...
Un adolescente especialmente recalcitrante se queda atrás en la isla y no se le ocurre otra que ir a chinchar al hipopótamo de la foto de más arriba...Eso sí, en cuanto el hipopótamo perdió la paciencia y echó dos resoplidos, el elefante adolescente salió por patas a cruzar con sus compañeros...
Otro elefante cruzando...(no es el de arriba)

Una gaviota bien lejos del mar. Grey-headed gull, Chroicocephalus cirrocephalus
Giraffa camelopardalis
Después de un buen rato de observación de animales, hacemos un rato de trayecto por el río aprovechando el sol de media tarde...


Orillas del Chobe


En un cierto momento todos los barcos se dirigen a un punto concreto de la orilla. Han avistado una leona... la primera de nuestro viaje

Vale que tiene un radiotransmisor al cuello, pero no deja de ser una leona...Panthera leo

En tierra un grupo en un coche la ven de bien cerquita...De hecho la leona usa el coche como camuflaje. A puesto el ojo en algo...

En efecto, en una charca a unos 100m de distancia bebe un grupo de Tsessebes (Damaliscus lunatus)  que acaba de llegar.

Nos vemos un ataque en toda regla, con leona al galope y antílopes pegando botes en una nube de polvo...

A pesar de la espectacularidad del ataque, la leona no tiene éxito, pero hemos sido testigos de una escena africana...
 Marián consigue grabar la escena en vídeo...otra cosa es que según que ordenador tengan, consigan visualizarlo:
video


En una de las barcas vecinas van más equipados. Claro que Dani nunca llevaría semejante cámara a un viaje, y aun así las fotos de este blog son bastante aceptables...
Barca para safari fotográfico, con trípode y banquillo incorporado...

Va bajando el sol en el Chobe y volvemos al embarcadero. Las nubes al fondo son el humo de incendios en Zambia o Zimbabwe.
Otro atardecer africano desde nuestra barca...

Y del atardecer al amanecer. En nuestro acelerado viaje africano, no perdemos el tiempo. Tenemos también apalabrada una excursión en 4x4 dentro del parque, a primera hora de la mañana. Nos recogen de noche cerrada para ver el amanecer a orillas del Chobe...nos dan una manta, que hace fresquito...

Un nuevo día en Africa

A estas horas los hipopótamos pasan su último rato fuera del agua...
Se supone que uno se pega la gran amanecida porque a primeras horas de la mañana los animales están más activos, especialmente los esquivos depredadores... Pero el sol va subiendo y no se mueve apenas algún bicho...
Para cuando se mueve algo, resulta ser un pájaro de lo más vulgar...
Bueno, parece ser un Red-billed spurfowl, Pternistis adspersus, no identificado por Dani hasta que ha colgado la foto en este blog...pero a las 7 de la mañana no entusiasmó a nadie del grupo...
Vislumbramos unos animales grises en la espesura...¿leones? pues va ser que no:
Babuinos: Papio cynocephalus 


Pero un poco más adelante...

¡Leones a la sombra!
Y no uno, sino por lo menos 8 o 9 (son más difíciles de ver y contar de lo que las fotos reflejan,  se confunden bastante con la maleza)

Eso sí, de movimiento poco...

Después de 10 minutos una leona levanta la cabeza (observen que es la única diferencia con la foto anterior) ... pero no se crean, a los 30 segundos volvió a colocarla en la posición original... 

un poco más allá un macho duerme a pierna suelta...

Viendo que los leones no se van a mover de lugar ni postura en lo que queda de mañana, los varios 4x4 congregados se dirigen a un merendero situado a escasos dos km de los leones. Como no hay vallas, uno se echa el sandwichillo con un tanto de aprensión...


El merendero está cerca del río pero también da cosa arrimarse a la orilla, no sea que salga un cocodrilo...

Pero la única fauna de por allí son los pajaritos:
Parece que la foto está mal colocada, pero el pájaro estaba realmente de espaldas al suelo ( y si hago trampa girando la foto no acaba de dar el pego )  De las siete especies similares de la guía, me arriesgo a un Golden-tailed woodpecker, Campethera abingoni

No viene ningún león, pero hay que continuar ruta.

Escondida en la maleza otra leona contempla el Chobe
Gallinas de guinea, en muchos lugares forman grandes bandos. Helmeted guineafowl,  Numida meleagris
Impalas a montones...

Ya salió en otras entradas, pero siempre es fotogénico: Lilac-breasted roller, Coracias caudatus



También aparece megafauna...
Uno raro de ver: macho de Sable antelope (antílope sable, por razón evidente), Hippotragus niger
Además de raro, huidizo, lo cual lo hace doblemente difícil de ver...

Seguimos viendo jirafas, facóqueros, antílopes varios, y ya fuera del parque nacional, elefantes:


Descansamos en nuestro 'lodge', hacemos algunas gestiones y para la hora de comer nos vamos a un restaurante de Kasane junto a un embarcadero. Como la costumbre en estas regiones es que la comida tarde (siempre), Dani se hace un minisafari ornitológico:

Cualquier lugar es bueno para localizar pajaritos...


Tórtola senegalesa; Laughing dove, Streptopelia senegalensis
(Dani vió por primera vez esta especie, una posible divagante, tiesa -muerta- en una carretera de Arinaga, haciendo un censo de aves...que tiempos) 


Vaya, este al final no era tan fácil...

Por distribución, debería ser African yellow white-eye, Zosterops senegalensis igual salió excesivamente verdoso por estar a la sombra y eso dificulta un poco la identificación



Otro pájaro carpintero, este pega más en Cardinal woodpecker,  Dendropicos fuscescens, hembra.


Algunos, justo cuando aprietas el botón, se te van...

Pero a veces, sólo a veces, la paciencia premia al osado:
White-bellied sunbird, Cinnyris talatala
Bueno, al final comimos, más pronto que otras veces, y continuamos ruta
Un baobab en Kasane
Kasane se encuentra a nada de la confluencia de las fronteras de cuatro países : Botswana, Zimbabwe, Zambia, y Namibia. Vamos a echar un ojo al paso fronterizo de Kazungula con Zambia ( no muy lejos también está la frontera con Zimbabwe, por la que habíamos entrado nosotros) A diferencia de  esta última, que es por tierra, la frontera con Zambia obliga a cruzar el Zambeze. Están construyendo un puente, ya en obras, pero de momento hay que ir en barcaza. Esta fue una de las varias razones por la que nos decantamos por no entrar en Zambia: habíamos leído que a veces hay cola para pasar si tienes vehículo...y de Botswana a Zambia, la había:
Los vehículos más pequeños tienen preferencia, creemos...

Un camión llega desde Zambia, que se ve enfrente
La frontera es, cuando menos, pintoresca...





¡Venga que nos vamos!



Nosotros nos quedamos, por poco tiempo ya, en Botswana
White-browed sparrow-weaver, Plocepasser mahali pectoralis
Esta noche, como ya hiciéramos en la anterior, nos vamos a supermercado del centro comercial de Kazungula, cenamos en nuestro lodge, y a dormir...menos Dani, que se queda de noche astronómica en los oscuros cielos de Botswana, primero con el dueño del lodge, y después en solitario...
La Cruz del sur se esconde tras la ducha, Alfa y Beta centauri un poco más altas y el telescopio apunta a algún remoto  rincón de los cielos australes...


Partimos a la mañana siguiente. Nuestro campo base ha sido un sencillo pero acogedor rincón en las afueras de Kazungula (además de paso fronterizo, es un pueblo, disperso, cómo todos los de por aquí)  Fue una recomendación que nos dio una pareja de Île de la Reunión que conocimos en Maun - Okavango. A pesar del mapa que nos dibujaron, dimos más vueltas que un pirulo para encontrar el lugar, entre otras cosas porque entendimos mal la primera referencia...Un taxista no sólo llamó por nosotros sino que se ofreció a que le siguiéramos para llevarnos a la puerta, pero después de 20 minutos parecía más perdido que nosotros. Pero cuando le dijímos de dejarlo el hombre insistió en dar más vueltas, que tenía que estar por allí...Y cuando lo dábamos por imposible, aparecimos en el Elefants Trail Ghest House...¡Bien! Lo cierto es que una vez localizado no es tan complicado, pero nos costó. El lugar es sencillo y muy tranquilo (se ve que aun pasan elefantes de cuando en cuando por el lugar, de allí el nombre) , pero de precio bastante más asequible que lo visto habitualmente. Y lo mejor los dueños, que nos arreglaron las excursiones a precios muy razonables, nos dieron toda clase de consejos, e incluso nos llevaron a la lavandería y a intentar arreglar la matricula namibia perdida (esto último no pudo ser, continuamos viaje sin matricula...)
Por si acaso, aquí les dejamos las referencias:

ELEPHANTS TRAIL GHEST HOUSE Kazungula, Kasane, (Botswana)

Neo & David 00267 73970348 / 75188853

Quería poner las coordenadas exactas, para eso del GPS, pero no hay manera de localizar el lugar exacto en el GoogleEarth. La posición que sale en booking y similares supongo que es a donde vienen a buscarte al pueblo...

Marián y Dani nos quedamos en la habitación más rústica, la buhardilla con terracita iluminada por el sol...

El baño es de lo más rústico y encantador...

El dormitorio, otra monada...

El dueño nos recomendó la ducha con agua caliente (véase la caldera a leña a la izquierda) y techo de estrellas; nosotros siempre probamos las recomendaciones...duchándonos efectivamente bajo las estrellas en la noche Bostswana

Nos despedimos de los encantadores dueños: David y Neo



EXTRA

Ya ven que el ritmo de publicación no acaba de ser muy alto. Una de las cosas que hace largo publicar es la gran cantidad de fotos que tenemos para seleccionar, y el que estas no estén todas en el mismo lugar. Además de las fotos que Dani fue haciendo durante el viaje, se hicieron también muchas con los móviles, algunas de mejor calidad que las de la cámara, o que completan mejor el relato. Y algunas están apareciendo a medio relato o después de publicar. Una muestra de las que no encontré a tiempo y quizás hubieran salido en la entrada anterior son las siguientes:

Una vista gran angular de las cataratas Victoria

Dani ante el abismo...

Aunque para abismo el de Marián, que por cosas de distribución de peso en el helicóptero, le tocó al lado del piloto, con el suelo de cristal...

...

Después de haber llegado a las cataratas Victoria, punto más al Este de nuestra ruta, el Chobe es la primera escala en nuestro largo camino a la costa atlántica africana. En el Próximo capítulo entramos de nuevo a Namibia por la 'Kapribi Streep', una franja de territorio que parece entrar artificialmente como una cuña en lo que de otra manera sería la frontera entre Botswana y Angola. Permanezcan atentos...

M&D